Madre denuncia torturas a las que ha sido sometido su hijo.

Las quemaduras que habrían hecho policías a Ulises Toval Ríos en manos y espalda se le están infectando en las cárceles de El Chipote, denunció Sugey Ríos Estrada, madre del reo. “Mi hijo tiene señales de tortura en la espalda y manos, y se le están infectando las quemaduras que los policías le hicieron con monedas calientes”, aseguró Sugey Ríos, quien miró a su hijo después de la audiencia preliminar, en la que un juez le dictó la prisión preventiva.

En la acusación presentada en el Juzgado Décimo Distrito Penal de Audiencia de Managua, la Fiscalía le atribuye los delitos de profanación de cadáveres, obstrucción de servicios públicos y portación ilegal de armas. La misma acusación va dirigida contra Cristopher Méndez, Erick Carazo Talavera y Misael Espinoza.

Según la acusación, los cuatro jóvenes habrían participado en la quema del cadáver de Francisco Aráuz Pineda, de 55 años, cuando participaba con la policía derribando tranques en la llamada “operación limpieza” en la colonia 9 de Junio.

Francisco Aráuz Pineda es hijo de la héroe sandinista Amada Pineda, quien fue encarcelada por la Guardia Nacional de Anastasio Somoza después del asalto de un comando guerrillero a la casa de José María Castillo, el 27 de diciembre de 1974. Las madres de los reos Ulises Toval, Cristopher Méndez y Erick Carazo Talavera, denunciaron en las afueras de los juzgados capitalinos que a sus hijos les fueron impuestos defensores públicos para que les llevaran la defensa del proceso.

“Nosotros ya teníamos nuestro abogada (Yonarquis Martínez) para que los defendiera, pero el juez no la dejo entrar (a la sala de audiencia) alegando que la audiencia ya había concluido”, aseguró Jaqueline Talavera, madre de Erick Carazo. El juez Celso Urbina, a través de la Dirección de Prensa del Complejo Judicial Central Managua, negó los señalamientos hechos por las denunciantes, asegurando que cuando dio inicio a la audiencia preliminar, no había ningún privado que asumiera la defensa de los acusados.

Urbina aseguró que de haber estado presente un abogado privado que asumiera la defensa de los cuatro acusados, él no hubiese tenido ningún inconveniente en nombrarlo como tal. Familiares y amigos de cinco jóvenes estelianos que están siendo procesados por supuestamente haber atentado contra oficiales de la Policía Nacional en Estelí, también se plantaron ayer frente a los Juzgados de Managua, exigiendo su liberación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + 13 =

Pin It on Pinterest