Tormenta invernal se disipa en Estados Unidos.

TOMADO DE CNN: Después de un fin de semana de intensas nevadas en el sureste de Estados Unidos, los viajeros se enfrentan este lunes a vuelos cancelados y carreteras heladas, mientras miles de personas continúan sin energía.

La primera tormenta invernal de la temporada se está disipando, pero en Virginia sigue vigente una alerta. Hasta 28 centímetros de nieve cayeron en Roanoke, el cuarto total más alto registrado en la ciudad en diciembre.

Cientos de vuelos con salida desde Richmond, Virginia, así como de Charlotte y Raleigh-Durham, Carolina del Norte, fueron cancelados el domingo. Las aerolíneas en cada uno de estos aeropuertos esperan retomar operaciones normales este lunes por la tarde.

El aeropuerto de Richmond dijo en Twitter que 111 vuelos habían sido cancelados la noche del domingo y 36 más el lunes. El aeropuerto Raleigh-Durham tenía 245 vuelos cancelados hasta la tarde del domingo, de acuerdo con su sitio web. El aeropuerto Charlotte Douglas tenía más de 1.000 vuelos cancelados el domingo, de acuerdo con el sitio de rastreo de vuelos FlightAware.

Miles de clientes en la región de los Apalaches seguían sin energía eléctrica la noche del domingo, incluyendo 146.000 en Carolina del Norte. Los apagones afectan además a 81.000 clientes en Virginia, 58.000 en Carolina del Sur y unos 10.000 en Tennessee.

El meteorólogo de CNN Pedram Javaheri dijo que la tormenta se está alejando de la Costa Este, pero las nevadas podrían continuar hasta la mitad de la tarde del lunes. Posteriormente, estará seco y frío hasta el martes, informó. La región de los Apalaches en Estados Unidos recibió hasta 60 centímetros de nieve durante el fin de semana, afirmó el experto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × dos =

Pin It on Pinterest