Pirómanos desconocen daños que le hacen las quemas al medioambiente, afirma secretario de la ATC.

Por Mayra Mercedes Suárez.
Juigalpa-Chontales.
A consecuencia de las quemas, incontables pérdidas registran varios de los pequeños productores aglutinados en la Asociación de Trabajadores del Campo (ATC). Pedro Salazar, secretario general de esta organización, informó que el sector es víctima de personas malintencionadas que ignoran los daños irreversibles de los incendios.

La ATC tiene mil 300 miembros distribuidos en distintos puntos del departamento, todos pequeños productores y según Pedro, han sido sensibilizados en temas de prevención de quemas desde hace 20 años, una tarea difícil pero efectiva.

“Entre todos los afiliados habrá algunos que tienen sus dudas y optan por producir quemando la tierra, pero es mínimo porque ya se les ha explicado los riesgos a futuro de la cosecha y los daños al medio ambiente. Las quemas de las que han sido víctimas, son causadas por borrachos, personas inconscientes que tiran alguna colilla de cigarro y el fuego se expande”, argumenta el dirigente.

Explica que además de los efectos negativos del humo para la salud de la población, la debilitación del suelo y el grado de contaminación, un incendio arrasa con cercas vivas y cortinas de aire construidas con esmero, el alambre se oxida y la inversión de años se reduce a cenizas.

“Frecuentemente nos tildan de los principales causantes de las quemas, pero no es así, somos en gran medida los más perjudicados. En la Asociación nos preocupamos por capacitar a productores de antaño, de igual manera a los jóvenes, mujeres y otros sectores de la sociedad”, apuntó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − diecinueve =

Pin It on Pinterest