Ejecutan campaña en Juigalpa para bajar los índices de violencia.

Por Mayra Mercedes Suárez.
Juigalpa-Chontales.
Con el lema: “Golpear a una mujer, no es ser hombre”, el Movimiento de Mujeres María Elena Cuadra ejecuta un programa entre diferentes sectores poblacionales. El objetivo es el mismo: lograr cambios de actitudes que fomenten la cultura del respeto y el cese de la violencia hacia las féminas.

Francisco Urbina, uno de los participantes, opina que la muerte injusta de las mujeres se puede prevenir y a pesar que no está de acuerdo en algunos artículos de la Ley 779, cree que es urgente abandonar el machismo y tratar a las féminas con respeto y cariño.

“Si una relación marital no está funcionando, lo mejor es separarse. Yo por ejemplo tengo presente que nací de una mujer, tengo a mis hijos gracias a una mujer con la que convivido hace más de 10 años”, añadió Urbina quien además mencionó su interés por seguir siendo parte de las capacitaciones.

Por su parte, doña Lucía Castro, comenta sobre la necesidad de exigir igualdad de oportunidades y el respeto a la vida, e incluso cree que una de las tareas pendientes es informar a la sociedad, “enterrar la cultura que coloca a la mujer como un objeto”.

Agrega que la educación es la solución para muchos problemas sociales, pues la decadencia de los valores y el nivel académico, promocionan la “inferioridad con lo que a veces son vistas las mujeres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once − 9 =

Pin It on Pinterest