Con las primeras lluvias el Minsa inició a ejecutar su plan invierno.

Por Mayra Mercedes Suárez.
Juigalpa-Chontales.
Más de 20 brigadistas están intensificando el trabajo como parte del Plan Invierno 2019, el que por el momento consiste en centralizar las visitas a centros de estudios y barrios vulnerables, tanto a inundaciones como a convertirse en focos de reproducción de mosquitos.

De acuerdo a René Gonzalo Bravo, responsable del Área de control de Enfermedades de Transmisión Vectorial (ETV), durante todo el año se programan fumigaciones mensuales en dichos puntos de la ciudad, diariamente llevan sus servicios, no obstante ante la recurrencia de las lluvias dirigen acciones extras para prevenir brotes de enfermedades.

“Lo primero es distribuir el abate y luego de unos días se efectúa la fumigación de acuerdo a la encuesta entomológica que anualmente actualiza el Minsa, gracias a los datos obtenidos actuamos por sectores de la manera más responsable posible porque nosotros los brigadistas, servimos de canal para garantizar la salud pública”, añadió.

Explica que sus esfuerzos no tienen sentido sino van acompañados de la limpieza y la disposición de la ciudadanía, pues el abate tiene efecto si las pilas o barriles en la que es depositado están bien limpias, la fumigación solo es efectiva si los patios están bien limpios.

De igual manera relató que una de las dificultades más sentidas, es que cierto porcentaje les cierra las puertas a los brigadistas por desconfianza, sin embargo rectifica que ellos andan debidamente identificados (vestidos de color celeste), son cuidadosos al seleccionarlos y el dueño del hogar debe estar presente al momento de la visita, “no hay excusa”, advierte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

trece − seis =

Pin It on Pinterest